La Consejería de Fomento e Infraestructuras ha destacado el compromiso ambiental con el proyecto denominado ‘transporte invisible’ de la empresa Disfrimur, que persigue reducir la huella de carbono a través de la renovación continua de su flota, la incorporación de vehículos que utilicen combustibles alternativos y el cálculo, reducción y compensación de emisiones de CO2.

Así lo manifestó el consejero José Ramón Díez de Revenga tras conocer hoy el último informe anual de Responsabilidad Social Corporativa (RSC) de manos de su presidente, Juan Sánchez. En la reunión celebrada esta mañana en la Consejería también estuvo presente la directora general de Movilidad y Litoral, Marina Munuera.

“Es una empresa comprometida socialmente al cien por cien con la Región de Murcia, y así lo demuestra su contribución al mercado de trabajo regional con más de 700 empleados”, declaró el responsable regional, que calificó a la firma “como puntera en el ámbito del camino hacia la neutralidad climática, la reducción de la huella de carbono y la digitalización del transporte, e innovadora en la creación del camión del siglo XXI”. Díez de Revenga subrayó que Disfrimur es una prueba clara de cómo la apuesta por la innovación y por la digitalización “no solamente es rentable, sino que además contribuye a la solidez de la empresa y se traduce en mayor responsabilidad social, mayor prosperidad y así en mejorar la vida de todos los habitantes de la Región de Murcia”.

Compártenos en las redes sociales: