La empresa de transporte por carretera ha implantado dentro de su Plan RSC una campaña de recogida de ropa para donar a los colectivos más vulnerables

La iniciativa impulsada por Disfrimur, con la colaboración de Cáritas Diócesis de Cartagena, consiste en la implantación de un contenedor de ropa en las propias instalaciones de la compañía ubicada en Sangonera la Seca (Murcia). Con esta acción, los trabajadores de Disfrimur, clientes y proveedores podrán participar en la recolecta y reciclado de ropa de segunda mano.

 “Las acciones solidarias, tanto individuales como empresariales, nos hacen participes de la necesaria acción de compartir y distribuir en beneficio del que no tenga la oportunidad de adquirir bienes no esenciales, para un bienestar común. En Disfrimur todos los años colaboramos, pero en esta pandemia el peso de las diferencias se ha acentuado, por eso, este año más que nunca hemos querido aportar un poco más nuestro granito de arena, con nuestros trabajadores. Aprovechando el tiempo pasado en casa durante el confinamiento, nos hemos dado cuenta de que hay ropa, enseres y un sinfín de objetos materiales que podemos darles una segunda vida,” señala la consejera delegada de Disfrimur, Isabel Sánchez.

La campaña de recogida de ropa forma parte del proyecto Moda re-, que ha lanzado Cáritas Española y que se implementa con 42 empresas de inserción pertenecientes a las diferentes Diócesis que han ido sumándose, en este caso de la empresa Iniciativa Social CDC S.L. de Cáritas Diócesis de Cartagena. Una iniciativa de reciclado de ropa de segunda mano a nivel estatal, basada en un modelo de economía solidaria y sostenible, que genera empleo de inserción para personas en situación de exclusión social acompañadas por Cáritas.

 

FOTO IV

Compártenos en las redes sociales: